Plus Ultra estaba en causa de disolución un mes antes de ser rescatada

0
Foto Cortesía - Alamy

La compañía rescatada por ser “estratégica” para el Gobierno de Sánchez (España), Plus Ultra, presentaba una situación crítica poco más de un mes antes de que el Consejo de Ministros le concediera 53 millones de euros usando el Fondo de Apoyo a la Solvencia para Empresas Estratégicas. La última cuenta de resultados aprobadas hasta el 31 de enero de 2021, y depositadas en el Registro Mercantil, muestran cómo Plus Ultra había multiplicado por diez sus pérdidas en un año. De los casi tres millones de euros (2.781.882 euros) que perdió en el ejercicio 2019/2020 pasó a tener un déficit de más de veinte millones de euros en el ejercicio 20/21. Todo ello, tras ingresar 34 millones de euros, poco más de un tercio que en el periodo anterior (94 millones), por la parálisis operativa que se produjo con motivo de la pandemia. Con este balance, la aerolínea lleva acumulados más de 33 millones de euros de pérdidas desde su fundación. Así lo reseña un reportaje de Antonio Ramírez Cerezo / ABC.

Plus Ultra ya no tenía ningún avión en propiedad cuando fue rescatada

El balance también reflejaba una situación delicada en otros ámbitos clave para la viabilidad de la empresa. La necesidad de liquidez era urgente, con un fondo de maniobra negativo de más de 31 millones de euros y una deuda con proveedores a corto plazo superior a 20 millones.

Con todo, las pérdidas acusadas dejaban el patrimonio neto de la empresa en -14 millones, mientras su capital era de 18 millones. Una situación económica que dejaría a la compañía en causa de disolución, al no alcanzar el patrimonio neto la mitad de su capital social. Fuentes concursales consultadas por ABC determinan que la empresa estaba en situación de insolvencia en ese momento y necesitaba con urgencia 23 millones para poder seguir operando, de no ser por la norma de medidas procesales y organizativas para hacer frente al Covid-19 en el ámbito de la Administración de Justicia. La Ley 3/20, conocida porque recoge la polémica moratoria de los concursos de acreedores, aprobada por Sánchez.

Según la auditora, esta norma le exime de computar las pérdidas de 2020 en su patrimonio neto y conservar el del ejercicio anterior. En concreto, la compañía se acoge al artículo 13 de esta ley que determina que no se tomarán en consideración las pérdidas de los ejercicios 2020 y 2021.

EEUU investiga en España a dos accionistas de Plus Ultra por lavado de dinero

Es decir, la auditora de las cuentas de Plus Ultra señala que el patrimonio neto a efectos de disolución de sociedades es el mismo que en el ejercicio anterior, y por tanto, no caería en esa causa. En todo caso, a pesar de este hecho, la empresa que firma el balance de resultados -Audicar, la misma que en años anteriores- certifica que estaría en causa de disolución de no ser por el préstamo participativo de 6.304.314 euros procedentes de una entidad panameña vinculada a los directivos de la compañía relacionados con el gobierno venezolano.

La forma de computar este préstamo participativo como patrimonio neto fue ya puesto en duda por distintas fuentes económicas. También se señaló así en el peritaje independiente a las cuentas de la aerolínea ordenado por la Juez de instrucción nº15 de Madrid, Esperanza Collantes. Así, el perito señaló en octubre que la aerolínea cumplía todas las condiciones para ser rescatada, pero ponía en duda su situación de solvencia antes de la pandemia. Entre otros motivos, dudaba de la veracidad del préstamo participativo.

Lea más detalles del reportaje AQUÍ

Dejar una respuesta

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduzca su nombre aquí